🙏 Cómo ser maestro Reiki: 12 consejos desde mi experiencia

Los seres vivos no fuimos creados para el dolor, ni para la enfermedad. Sin embargo, todos tenemos que sufrirlo. A veces son sólo pequeños dolores, pero otros son enfermedades tan graves que pueden quitarnos a quienes más amamos.

De cualquier forma, los vicios, el dolor y la enfermedad, son cargas muy pesadas que nadie tiene que soportar solo.

En mi caso, empezó como un simple dolor en el tobillo. Me tomé algunos analgésicos y no le presté atención, pero el dolor seguía allí como una especie de calambre intenso, que nunca se iba.

Mi mayor error fue no darle importancia, en lugar de hacerme cargo, dejé que tomara el control de mi vida.

Empecé por usar zapatos más cómodos, dejé de hacer las cosas que me gustaban, ya no salía a caminar, no salía a bailar, usaba la excusa de que tengo dos pies izquierdos.

Lo que tenía era un gran problema, que pensé que se arreglaría cuando visitara a un médico. El primer médico que visité fue un internista, que me prescribió varias combinaciones de analgésicos, pero no hizo ninguna diferencia.

Luego, fui a un traumatólogo, luego a un neurólogo, y lo único que conseguía era gastar más dinero en tratamientos que no me servían, hasta inyecciones en el tobillo me llegaron a poner.

Hasta que un día, fui al cumpleaños de una amiga, y allí fue donde encontré la primera señal de luz, el primer rayo de esperanza.

Me encontré con Ana, una prima de mi amiga, y me empezó a hablar del poder de la energía Reiki, ella tenía una seguridad impresionante de que podía ayudarme a solucionar mi problema.

Por ser amable, le permití que pasara sus manos por mi tobillo, al principio, no sentí nada, luego fui sintiendo como un cosquilleo, y al final fue como si una suave caricia pasara por mi tobillo aliviando el dolor, y sus manos no me estaban tocando.

Desde ese momento, decidí ser Maestro Reiki para ayudar a otras personas igual que me ayudaron a mí, y eso me ha cambiado la vida. Y si tú también quieres convertirte en una persona de luz que ayude a otros, aquí te voy a enseñar cómo lograrlo.

 

 

¿Qué es y para qué sirve el Reiki?

El Reiki es una terapia de medicina alternativa que ha sido reconocida por la Organización Mundial de la Salud, con esta terapia se pueden sanar enfermedades imponiendo las manos y transmitiendo la energía vital universal.

El Reiki es un tipo de medicina alternativa que viene de Japón.

La energía del universo ha estado allí desde el inicio de los tiempos, pero para encontrarla, un budista japonés llamado Usui Mikao tuvo que pasar muchos días en un estado de meditación profunda.

Cuando Usui, sintió el poder Reiki en sus manos, se dio cuenta de que había encontrado algo poderoso con lo que podía ayudar a muchas personas.

Reiki significa “Energía Vital Universal” es la energía del universo que traspasa el espacio para entrar en contacto con la energía vital en el núcleo de todas las personas.

El maestro Reiki es el camino por el que la energía se canaliza. El Reiki sirve para recuperar el equilibrio de tus chakras, y recuperar la salud espiritual, mental y física.

Es como una limpieza completa y al mismo tiempo, una recarga de energía. Con la limpieza, logras acabar con los malestares mentales y físicos como la depresión, el estrés y la fatiga.

Con la recarga de energía activarás las cargas positivas de tu ki y te sentirás relajado, enérgico y en sintonía contigo mismo y con todo lo que te rodea.

 

 

¿Cuáles son los beneficios del Reiki?

El Reiki aporta beneficios físicos, mentales y espirituales, mejorando la calidad de vida, re-estableciendo la salud y ayudando a conseguir objetivos y alcanzar la prosperidad, el éxito y la plenitud.

El Reiki funciona en cuatro planos: físico, mental, emocional y espiritual.

En todos esos niveles obtienes beneficios logrando equilibrar y fortalecer tu mente, tu cuerpo y tu espíritu. Empezaré con los beneficios en el plano físico.

En cuanto a las enfermedades graves, el Reiki funciona como un apoyo o un auxiliar a la medicina convencional, especialmente cuando se trata de disminuir los efectos secundarios de tratamientos invasivos como medicamentos y cirugías.

Disminuye los efectos secundarios altamente nocivos de la quimioterapia y la radioterapia.

El Reiki mejora el funcionamiento y el rendimiento fisiológico de las células y los órganos, por eso ayuda a que las personas que tienen lesiones, estrés físico, o intervenciones quirúrgicas, se recuperen más rápido.

Al activar la energía vital, se libera la propia energía curativa y se favorece la auto-curación. Esto lleva a que se mejore el funcionamiento de los distintos sistemas del organismo.

En el sistema inmune, fortalece las defensas, y es auxiliar en el tratamiento del dolor localizado en las distintas partes del cuerpo como la migraña, los dolores de cabeza, y los dolores menstruales.

En el sistema endocrino, libera los bloqueos de energía y purifica toxinas. En el sistema digestivo, ayuda a regularizar la digestión aliviando el estreñimiento. En el sistema respiratorio, es un auxiliar en el tratamiento del asma.

En el sistema circulatorio, favorece los niveles normales de la presión arterial.

 

 

Los beneficios del Reiki en el plano mental, tienen que ver con el fortalecimiento de tus capacidades y la armonía de tus pensamientos. La primera, para mí es la más importante, combate el estrés.

El estrés es un estado de angustia mental que desequilibra todos los aspectos de tu vida, cuando logras manejarlo, renaces y ves la vida como una nueva persona.

Al liberar el estrés y lograr un estado de relajación y serenidad mental, ayuda a conciliar el sueño, acabando con los problemas de insomnio.

El Reiki fortalece tus capacidades mentales aumentando la claridad, la creatividad, la concentración y la memoria, lo que verás en un mejor rendimiento en el trabajo y los estudios.

Para los casos de ansiedad como los actos quirúrgicos, ayuda a tener una preparación mental y emocional.

Y este no es el único beneficio en el plano emocional, el Reiki produce un estado de relajación profunda, sirviendo como auxiliar en el tratamiento para superar la depresión, la bulimia, la anorexia, los miedos y las fobias.

Será tu mejor compañero si estás luchando contra la adicción al cigarro, el alcohol, la comida y los narcóticos.

Con las terapias de Reiki, sentirás más confianza, y tu autoestima y tu felicidad por la vida subirán de nivel. Todos estos beneficios en el plano emocional, te ayudarán a enfrentar mejor las crisis y te darán un crecimiento personal y espiritual.

En el plano espiritual, con el Reiki lograrás una conexión profunda y transparente con tu propia esencia.

Se equilibran los chakras que son los centros energéticos, se reestablece la armonía y sentirás que la paz y la tranquilidad fluye en cantidad ilimitada.

Todo esto, elevará tu ser al máximo nivel de comprensión de tu interior y de todo lo que te rodea.

Durante la sesión de Reiki, la energía fluirá a través de ti, lo que te hará sentir emociones o sensaciones corporales, como frío o calor, cosquilleo, llanto repentino o risa.

El poder del Reiki penetra en cada espacio de tu cuerpo y de tu alma, como una ola de luz que envuelve todo tu ser.

 

 

¿Qué hace un Maestro Reiki?

El maestro Reiki, completa una iniciación en la que aprende las técnicas de sanación y completa una maestría, con dos objetivos, sanar a otras y transmitir los conocimientos de esta terapia milenaria.

Primero, el maestro Reiki aprende. Aunque la energía Reiki está dentro de todos los seres vivos, es necesario despertarla, y pasar por un proceso de iniciación.

Durante la iniciación, se abren los siete chakras y se conectan con la fuente de energía.

El futuro maestro Reiki experimenta un cambio tremendo en lo físico y lo espiritual, aprende las técnicas para sentir, canalizar y transmitir la energía universal para activar la energía ki.

Luego, el maestro Reiki ayuda a los demás. No te confundas, no pienses que el maestro Reiki es un sanador con súper poderes y ni nada como eso.

No es que el maestro Reiki puede sanar con sus manos, sino que el maestro Reiki, puede canalizar la energía universal y activar la energía vital universal para que empiece el proceso de sanación.

En palabras más simples, el maestro Reiki es un puente, entre el universo y los seres vivos, a través de ese puente, fluye la energía que se transmite al imponer las manos, y al final es la energía la que tiene el poder de sanar.

Para poder ser un puente, el maestro Reiki, estudia, practica y aprende, y aplica esos conocimientos en las sesiones de Reiki

Una sesión de Reiki dura entre 45 y 60 minutos, el maestro Reiki impone sus manos, ubicando los diferentes chakras, y en algunas ocasiones usa aceites esenciales, para mejor el acceso a las emociones y los canales energéticos

La persona que recibe el Reiki debe estar acostada, vestida y en un estado de relajación profunda. El maestro Reiki también tiene la posibilidad de dirigir la terapia a distancia.

Por último, el maestro Reiki enseña. El último nivel de la iniciación del Reiki es la maestría, en la que se aprende a pasar los conocimientos a otras personas, así es como esta técnica milenaria ha pasado de generación en generación.

No se trata de un culto, ni una secta, ni una religión, el maestro Reiki no enseña con trucos, sacrificios ni hechicerías.

La enseñanza del maestro Reiki se rige por un objetivo esencial, compartir conocimientos para ayudar a todos los seres vivos.

 

 

Cómo elegir a un Maestro Reiki para ti

Hay tres pasos básicos para elegir a un maestro Reiki: primero investiga, luego, verifica y por último sigue tu instinto.

Cuando yo hice mi investigación, encontré todas estas cualidades en Alejandra Mansilla, que es maestro Reiki y especialista en terapias alternativas.

Un maestro Reiki es una persona centrada, con una fe profunda en el Reiki y con muchas ganas de ayudar, pero recuerda que no todo lo que brilla es oro.

Hay muchos impostores que parece que tienen estas cualidades, pero realmente son solo una fachada para estafadores.

Algunos impostores tienen tanta habilidad que terminan engañando a mucha gente y pasan años quitándoles el dinero. Por eso, la primera etapa es investigar.

Lee, y busca tus opciones, piensa bien si lo que te conviene es un maestro presencial o un maestro a distancia.

El siguiente paso es verificar la acreditación y la experiencia de los maestros que encontraste en tu investigación.

La acreditación es el certificado, recuerda que para ser maestro y enseñar hay que completar la maestría.

Una persona puede tener conocimientos teóricos o prácticos del Reiki, pero eso no lo hace maestro.

Asegúrate de que el maestro que tú vayas a elegir haya completado todos los niveles de iniciación incluyendo la maestría.

Luego, verifica la experiencia del maestro Reiki.

Aunque la iniciación en Reiki puede completarse en poco tiempo, para perfeccionarla hay que practicarla.

Y no puedes aceptar un maestro que sea menos que un experto, por eso, pregunta cuánto tiempo lleva practicando y enseñando el Reiki.

La experiencia, además, es algo que se proyecta en la vida del maestro.

Presta atención a los proyectos profesionales del maestro, a los comentarios de sus estudiantes y las certificaciones adicionales que tenga en terapias alternativas.

 

 

Cómo elegir un curso para convertirte en Maestro Reiki

Elegir un curso para convertirte en Maestro Reiki no es tan difícil si tomas en cuenta los elementos importantes que son, el precio, el maestro, la dinámica, el tiempo y el certificado.

Te sorprenderás con la gran diferencia que encontrarás en el precio de los cursos para aprender cómo ser maestro Reiki.

Hay cursos desde $10 la clase, de $200 todo el contenido, y hasta $50 por clase.

Yo los he visto de todo tipo y hay dos razones para sospechar, la primera, si está muy barato y la segunda, si está muy caro.

Hay unos principiantes que se creen que porque leyeron unas cosas en Internet, ya pueden hacer negocio aprovechándose de los demás.

Estos, no conocen la verdadera esencia del Reiki y por eso lo venden como una baratija de $5 o $10 puede parecer muy barato, pero el dinero tiene más valor para el que trabajo duro, y no es justo regalarlo.

Por otro lado, están los que se creen, dioses, gurús, profetas o ídolos, si te encuentras con alguien que usa estos nombres, huye de inmediato, porque nada está más lejos de la humildad de un maestro Reiki.

Yo escuché frases como “no puede ser gratis” para justificar precios de $35 por clase, en cursos con más de 20 clases.

Un precio aceptable para un buen curso para convertirte en maestro Reiki, puede ser entre 39$ y 42$.

Luego, está el maestro, eso ya te lo expliqué en la parte de arriba y te dejé mi recomendación.

Le sigue la dinámica, o sea, la forma en la que te darán el curso.

Los cursos en general pueden ser presenciales o a distancia, si eliges el curso presencial, asegúrate de que sea en un lugar al que puedas llegar sin problemas, y que tengan horarios en los que puedas asistir sin demasiado estrés.

Si lo eliges a distancia, la mejor forma es por Internet.

En los dos casos, lo más importante es el contenido, que te den los tres niveles de aprendizaje más la maestría, con las técnicas bien explicadas.

Después, ten en cuenta el tiempo que te vas a demorar, si no te lo dicen desde un principio, sospecha que hay algo raro, todo maestro tiene que saber el tiempo mínimo y el tiempo máximo en el que te puede preparar.

Puedes encontrar cursos sobre cómo ser maestro Reiki que duran un par de semanas, un par de meses y los peores, hasta un par de años.

Esos que te dicen, “si, es que lleva tiempo, pueden ser varios años”, olvídalo, son estafa para tenerte ahí pagando.

Lo que puede tomar años en el Reiki es la práctica y ganar experiencia, pero el aprendizaje, si te enseñan bien y con métodos simples, puede completarse en un mes.

Por último, pero, aun así, muy importante, es el certificado, tus habilidades en Reiki las puedes demostrar, pero las personas siempre te pedirán un certificado que demuestre que te preparaste y estudiaste con un verdadero maestro.

Por eso, un buen curso para convertirte en maestro Reiki, te da tu certificado.

Yo evalué varias opciones, y todos estos elementos los encontré en el Curso Maestro Reiki de Alejandra Mansilla, aquí te dejo mi resumen:

 

 

¿Qué cualidades debes tener para ser un Maestro Reiki?

Para ser un maestro Reiki necesitas creer en el poder de la energía vital universal, tener muchas ganas de ayudar a otras personas, y la disposición de entrar en equilibrio con todo lo que te rodea.

En la mayoría de las páginas vas a leer cosas súper estrictas como que el maestro Reiki no se enfada, no da instrucciones, es un sirviente, no es envidioso, no critica, no da órdenes…

Si seguimos por esa línea vamos a llegar a decir que un maestro Reiki no habla, no camina, no sonríe, no respira… 😨

Yo quiero empezar diciéndote mi resumen personal, “el maestro Reiki es humano”.

No tienes que ser perfecto para ser maestro Reiki, ¡claro que te vas a enfadar! Es una emoción natural que no tiene sentido que sea contenida.

La diferencia, es que cuando eres maestro Reiki canalizas el enfado y eres lento para la violencia.

Un maestro Reiki, se ve tentado por las emociones y los placeres de este mundo como cualquier otro ser terrenal.

La cualidad que realmente necesitas para ser maestro Reiki, es la fortaleza y la perseverancia; tus ganas puestas en ser mejor persona y sanarte desde el interior hacia el exterior.

Por otro lado, como humano, el maestro Reiki tiene las emociones más sensibles por el mundo que lo rodea.

El ser humano se conmueve ante la felicidad, la esperanza y el dolor de otras personas, y así lo hace un maestro Reiki.

Para ser maestro Reiki, necesitas ver con humanidad a todos los seres vivos, y estar dispuesto a ser una fuente de cambio, en pocas palabras, lo que necesitas son las ganas de ayudar y de sanar a otros seres vivos.

Y tengo que mencionar, lo tontas que me parecen esas personas que dicen que el maestro Reiki solo puede vestirse de blanco, solo puede usar algodón, debe usar sombrero, bla…bla…bla…

Para mí, esas son las personas que intentan convertir este hermoso camino espiritual en una secta de privilegios y burocracia.

No tienes que ser parte de un culto, puedes ser maestro Reiki y seguir practicando tu credo o tu religión, solo necesitas creer que hay algo más, que hay una fuerza que mueve y mantiene unido al universo.

En esta imagen te dejo los verdaderos principios del maestro Usui.

 

 

Cómo descubrir si tú también puedes convertirte en Maestro Reiki

Para descubrir si tú también puedes convertirte en maestro Reiki, tienes que saber qué es lo que te motiva, eso es todo, las demás herramientas las tienes en tu interior.

Te voy a aclarar una cosa desde un principio, si quieres convertirte en maestro Reiki, puedes hacerlo.

No se necesita un aura especial, ni un talento, ni nada por el estilo, las terapias del Reiki se concentran en la energía y todos los seres vivos tienen la energía ki en su interior.

La iniciación del Reiki te enseñará todo lo que necesitas saber para activar tu energía vital, y canalizar la energía universal, así que no importa si no tienes conocimientos ni experiencia.

Lo que sí es importante, es que estés dispuesto a estudiar, a practicar y ayudar a los demás.

No sientas miedo si te encuentras en una situación difícil, para eso es la iniciación, para ir despertando tu energía y ayudarte a conseguir el equilibrio necesario, empezando por sanar tu propio cuerpo, tu mente y tus emociones.

Yo tampoco tenía nada de experiencia cuando hice el Curso Maestro Reiki de Alejandra Mansilla, pero me lo enseñó todo paso a paso desde lo más básico.

Si te sientes listo para que la energía universal haga grandes cambios en tu vida, y quieres sanar a las demás personas con tus manos, sin duda, tú también puedes convertirte en maestro Reiki.

 

 

¿Qué necesitas para empezar a aprender y practicar Reiki?

Para empezar a aprender Reiki, necesitas un maestro y un curso de iniciación y para practicar Reiki, necesitas activar tu energía interna “ki”

Aprender Reiki es una experiencia que te cambia la vida, sin embargo, puede ser muy fácil o muy difícil, según el maestro que te enseñe.

Por eso, lo primero que necesitas es elegir un maestro, y lo más común es que cada maestro tenga su propio curso, así que esos dos van de la mano.

No necesitas herramientas especiales para aprender, pero el conocimiento no te llegará por sí solo, así que debes completar las clases y las prácticas de cada módulo.

Tú puedes elegir la modalidad que prefieras, yo preferí hacerlo por Internet, por la ventaja de elegir el horario y el lugar para ver mis lecciones.

Si lo haces por Internet solo necesitarás una computadora y una conexión a Internet.

Para practicar el Reiki, necesitas aprender las técnicas y activar tu energía interior.

Un buen curso sobre cómo ser maestro Reiki tiene que tener una parte teórica y una guía práctica, con ejercicios para aprender a activar y canalizar la energía.

Con la guía práctica, entenderás como posicionar tus manos y como llevar a cabo los ejercicios para activar y sentir tu energía Ki en la palma de tus manos

Por lo demás, solo necesitas, practicar para ganar experiencia y ayudar a todas las personas que necesiten recuperar su salud y su calidad de vida.

 

 

¿Dónde puedes empezar a practicar Reiki?

La práctica del Reiki empieza desde adentro, desde tu círculo más cercano luego va creciendo en la medida en la que consigues más referencias y perfeccionas las técnicas.

Para mí, la práctica del Reiki es como un efecto de onda en el agua, cuando cae una gota, las ondas primero son más pequeñas y luego se van haciendo más grandes hasta ocupar todo el espacio.

Ese efecto de onda, tú lo puedes empezar con una sola persona, y poco a poco irás creciendo.

Empieza con alguien cercano que necesite tu ayuda, no te sientas mal si la primera vez no consigues todos los efectos que esperas, eso es normal, con la práctica irás perfeccionando tus técnicas.

Ofréceles ayuda a tus familiares y amigos más cercanos, ellos harán referencias y más personas se acercarán a ti buscando ayuda.

Para formalizarte como un maestro y terapeuta Reiki, te recomiendo que te inscribas en las asociaciones de Reiki que haya en tu país.

Cuando eres miembro de una federación, tienes beneficios como capacitaciones especiales, nuevos contactos, y más personas conocerán tu nombre.

En este punto, ya verás cómo tus conocimientos en Reiki se hacen más profundos y empiezas a tener buenos ingresos ayudando a las personas a encontrar el equilibrio.

El siguiente paso es abrir la compuerta de oportunidades de las redes sociales como Facebook, Instagram y Twitter.

En las redes sociales, puedes crear perfiles especiales para promocionarte, ahí puedes colocar información sobre el Reiki y testimonios de las personas a quienes has tratado para conseguir más seguidores.

También puedes crear tu propia página web, en la que les digas a las personas cómo te pueden contactar y cómo funcionan tus terapias de Reiki.

Otra opción que te da el Internet, son las terapias a distancia, y las clases de Reiki en línea.

Puedes sanar y enseñar a otras personas desde cualquier lugar del mundo, usando simples aplicaciones de video-conferencias como Skype.

Si quieres ir en grande y tienes unos ahorros para invertir, puedes empezar tu propia academia de Reiki.

No tiene que ser muy grande, puedes empezar en un espacio pequeño y luego ir creciendo cuando tengas más estudiantes.

En tu academia de Reiki puedes dictar talleres de técnicas especiales, hacer terapias individuales y grupales, formar a otras personas como maestro Reiki, y hasta dar servicios con otras terapias alternativas.

Son muchas las opciones que tendrás como maestro Reiki para ayudar a otras personas, y tener ingresos económicos.

 

 

12 consejos para convertirte en Maestro Reiki

 

1. Busca un buen Maestro

El maestro Reiki es la base de tu iniciación en las técnicas del Reiki.

Aunque hay 4 niveles generales para todos los cursos Reiki, el maestro Reiki que elijas, es el diseñador de la dinámica de aprendizaje y eso puede hacer que sea muy fácil o muy difícil.

El maestro Reiki que yo elegí y que te recomiendo es Alejandra Mansilla, que también es especialista en terapias alternativas.

 

2. Busca un buen curso

Asegúrate de que el curso sobre cómo ser maestro Reiki, tenga los requisitos mínimos aceptados por las federaciones internacionales de Reiki.

Verifica que tenga los 4 niveles que incluyen la maestría, los ritos de iniciación, las técnicas de sanación y un certificado por cada nivel.

Sigue los consejos que te dejé más arriba, y asegúrate de que se ajuste a tu estilo de vida, que puedas cumplir y completar el entrenamiento, es súper importante.

Yo te recomiendo el Curso Maestro Reiki de Alejandra Mansilla, es el que yo hice por recomendación de mi amiga Ana, que fue quién me mostró el poder del Reiki.

 

  >> Haz Click Aquí Para Empezar Tu Curso Maestro Reiki <<  

 

3. Desarrolla una actitud amorosa

En el Reiki verás un desarrollo de tu personalidad, es un camino lleno de descubrimientos.

Entre esos descubrimientos, aprenderás cosas de ti que te gustarán, pero también habrá cosas que te molesten o que no quieras aceptar.

Trata de sentir un amor profundo por todo lo que forma parte de ti, tus virtudes y tus defectos, con el tiempo, ese amor se proyectará a todos los seres vivos que te rodean.

 

4. Encuentra un “modelo de iniciación”

Este es un consejo que te doy desde la experiencia; aprender a activar el ki, y las técnicas de auto-sanación, puede ser muy fácil, porque tú mismo lo estás sintiendo, pero las técnicas sobre otras personas se te pueden complicar.

Cuando yo empecé el curso, me busqué una muñeca, que sirvió para practicar las técnicas de sanación, pero no para entender los efectos de las técnicas.

Así que me inventé el papel del “modelo de iniciación,” les pedí a mis amigos que me ayudaran a practicar las técnicas, al principio, tuve que ofrecerles regalos para que quisieran, pero después todos querían ser mis modelos.

 

5. Entrégate por completo al espíritu Reiki

Hay algo que pienso que las personas deben tener en cuenta en todo lo que hagan, el éxito, es un tema de actitud.

No trates de dominar el Reiki, no te dejes llevar por la emoción de que te llamen “maestro” todo lo contrario, deja que sea el espíritu del Reiki lo que te domine.

Piénsalo así, si vas de paseo con tu perro, ¿Qué es más fácil? Tirar o que vaya delante de ti, y solo dirigirlo cuando sea necesario.

En este caso, es más fácil dejar que sea la energía la que te guíe y dirigirla con las técnicas que vas aprendiendo, en lugar de tratar de forzar el espíritu Reiki.

 

6. Haz un compromiso

El curso Maestro Reiki de Alejandra Mansilla es uno de los más fáciles que hay, sin embargo, esto no quiere decir que el esfuerzo sea nulo.

Activar tu ki, no es algo que se consigue en un día y al primer intento.

Tienes que hacer el compromiso de practicar por lo menos 20 minutos al día, y de completar los ejercicios de iniciación para que puedas fijar los conocimientos.

 

7. No te dejes atrapar en el cómo

Al principio, es normal sentir inseguridad, pensarás que no sabes cómo empezar, cómo practicar o cómo aprender.

No te preocupes, nadie sabe nada cuando empieza a aprender, es por eso que elegiste un curso, para aprender cómo ser maestro Reiki, con las enseñanzas de alguien con experiencia.

No te dejes atrapar por las dudas y la incertidumbre de cómo lo vas a lograr, simplemente hazlo, y si sientes que no te sale, vuelve a intentar, no hay otro camino, y te aseguro que lo lograrás.

 

8. Realiza un escaneo corporal

El primer nivel del curso maestro Reiki se centrará en ti, en que tengas los conocimientos básicos y en las técnicas de auto-sanación.

En las primeros ejercicios, te recomiendo que hagas un paseo por cada parte de tu cuerpo y estudies las sensaciones.

Empieza desde las puntas de los dedos de tus pies, subiendo por tus piernas, tus huesos, tus músculos, tu abdomen, tus pulmones hasta llegar a la cabeza.

Presta atención a cualquier sensación o molestia que puedas tener.

 

9. Respira

Lo que a mí más me costó al principio, fue lograr concentrarme lo suficiente, a veces desde el principio estaba distraída pensando en otras cosas.

Por eso, te aconsejo que antes de empezar o en el momento en el que sientes que pierdes la concentración, hagas un ejercicio de respiración.

No es nada complicado simplemente deja entrar el aire por tu nariz y sigue el recorrido adentro y afuera de tus pulmones, deja salir el aire por tu boca y repite de 3 a 5 veces.

 

10. Siéntate a practicar unos minutos

Te aseguro que entre las responsabilidades diarias y el tiempo de ocio, sentirás que no tienes tiempo para tus lecciones de Reiki.

Al principio, todo será emoción, pero después serás menos constante, para evitar que esto pase y que no abandones tu aprendizaje de cómo ser maestro Reiki, te recomiendo que fijes un compromiso de tiempo mínimo, empieza con 3 o 5 minutos.

En la medida en la que vayas aprendiendo, tendrás más motivación para continuar.

 

11. Tómate tu tiempo

Cada persona del mundo, tiene su propio ritmo, para vivir, para aprender y para sentir.

Convertirte en maestro Reiki, no es una carrera contra el tiempo, es un proceso, que parte de una iniciación.

No te desesperes si sientes que no avanzas tan rápido como otras personas, ni trates de ver las lecciones a toda velocidad, todo fluye a su debido tiempo.

 

12. ¿Qué te motiva para convertirte en Maestro de Reiki?

Esta es una pregunta que marcará tu norte durante todo el camino.

Aunque todos pasamos por la misma iniciación y estudiamos las mismas técnicas, cada maestro Reiki tiene una luz especial.

Piensa si tu motivación es sanarte a ti mismo, o alcanzar un equilibrio mental y espiritual, tal vez quieras ayudar a una persona en especial, ser terapeuta Reiki y ayudar a otras o ser maestro Reiki y dedicarte a enseñar.

Busca la respuesta dentro de ti, y empieza a seguir el camino que te lleve a tu objetivo.

 

¿Ya sabes cómo ser maestro Reiki? Dime qué opinas aquí abajo en los comentarios.

Shares
The following two tabs change content below.

María González

Me apasionan las finanzas, los negocios y la economía de mercado. Cada día busco aprender algo nuevo para poder compartir mis experiencias.

6 comments on “🙏 Cómo ser maestro Reiki: 12 consejos desde mi experiencia

  1. Hola, el artículo es muy bueno. Primero que nada quiero decir que soy Maestro de REIKI y que todo lo que escribes es acorde a mi Filosofía de REIKI. En mi caso , en 17 años de Maestro y de experiencia , he visto gente que toma cursos de libros y presenciales con el nivel 2 y luego luego se anuncian para dar cursos de REIKI. Quién me certificó para la Maestría tenías que cumplir con toda la Filosofía; en caso que ella constatará que no cumplias con ello, no te aceptaba en la Maestría, inclusive si veía algo durante el curso, tenia la facultad (nos lo advirtió) de darte de baja del curso. Teníamos que cumplir todos los requerimientos y ser un muy buen alumno para poder terminar.
    En mi punto de vista, según lo dicho arriba, se menciona varias veces que se tenga práctica. Pero sugeriria más bien, tener muchas horas de estudio para saber bien dónde imponer las manos y saber la secuencia cuando se sabe que es lo que tiene el cliente. Tener una vida balanceada y ser ecuanime en mi día a día, siempre estar bien para poder dar las Sesiones de REIKI a los clientes y con ello ser una vasija limpia y servir de canal.
    Por otro lado, el tiempo sí te da el aprendizaje y sensibilidad para percibir al cliente y saber por intuición dónde imponer las manos y por cuanto tiempo en caso que no se sepa que tiene exactamente. El cliente puede llegarnos sintiendose mal y no saber ni siquiera explicar qué tiene. Por ello es importante ser intuitivo, sensible, humano, sencillo, honrado, perspicaz, abierto, perseptivo y emocional, para impartir REIKI.
    En fin es un tema que me apasiona y que me puedo llevar horas escribiendo de ello. Gracias Gracias María por escribir el artículo ya que lo hiciste muy bien y das un panorama muy bien resumido. Namaste.

    • Hola Ángel! Gracias a ti por dejar un comentario tan honesto, me encanta escuchar la opinión de personas que tienen más experiencia que yo y estoy de acuerdo contigo al 100% gracias por dejarme tu comentario y te deseo un camino de luz y sabiduría.

  2. Esto es algo sumamente delicado y serio, me interesa solo con personas profesionales, como es una disciplina altruista, quien se interese en enseñarla, no debe cobrar cantidades exhorbitantes, solo saber si la persona que se interesa en aprender tiene la actitud y disposición real

    • Estoy de acuerdo Jorge, por eso me identifiqué con el curso de Alejandra Mansilla, porque ella vivió lo difícil que es encontrase con impostores, yo sigo aprendiendo y practicando… Te deseo un camino de luz y prosperidad 🌟

  3. Mil gracias Maria por estos tips valiosos. Yo me quise hacer maestra Reiki pero di con un timador que me quiso sacar mi plata pero menos mal me di cuenta de su engaño y no segui. Probaré con el curso que tu nos recomiendas porque $39 me parece muy buen precio. Ya les contaré!!

    • Hola Letizia, gracias a ti por dejarme tu comentario, esa es mi mayor recompensa, saber que estoy aportando mi granito de arena, claro que sí! por favor cuéntanos tu experiencia. Te envío un gran abrazo

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

About the Author

Me apasionan las finanzas, los negocios y la economía de mercado. Cada día busco aprender algo nuevo para poder compartir mis experiencias.