Cómo hacer un resumen ejecutivo en 8 pasos (con ejemplos)

Cómo comenzar un negocio

Si eres un emprendedor que va a iniciar un negocio, un experto en mercadeo, un investigador, o incluso un estudiante, lo que es seguro es que en algún momento necesitarás hacer un resumen ejecutivo para tu empresa, tu plan de marketing, o para tu proyecto.

La primera vez que yo tuve que hacerlo, tuve que leer cientos de páginas, pero tú no tendrás que dar tantas vueltas.

En este artículo te voy a enseñar todo lo que necesitas saber para hacer un resumen ejecutivo de primera categoría.

 

 

 

¿Qué es un resumen ejecutivo?

Un resumen ejecutivo es un informe corto en el que se explican de forma breve y sencilla los datos más importantes de un plan o un proyecto, que puede ser de negocios, de mercadeo, de inversión o de investigación.

En primer lugar, el resumen ejecutivo es una especie de carta de presentación en la que mostramos una introducción corta con los elementos más interesantes de un plan o un proyecto.

Por otro lado, el resumen ejecutivo es un documento que funciona como un mapa que muestra la información importante sin caer en muchos detalles.

También es un informe que resume el camino y los objetivos de tu plan o tu proyecto.

Otro beneficio importante del resumen ejecutivo es que te servirá para mostrar tu plan sin revelar toda tu estrategia.

En muchos casos vas a presentar tu plan o tu proyecto a desconocidos que podrán tener interés o no, y no sabes si en algún momento podrán ser tu competencia.

No importa si se trata de una idea de negocios, de un plan de mercadeo o de ventas o de un proyecto de investigación.

Hacer un resumen ejecutivo es una manera de facilitar el estudio y lectura, así podrás encontrar las oportunidades que buscas.

 

 

¿Para qué sirve un resumen ejecutivo?

El resumen ejecutivo sirve para que tú tengas a mano datos importantes de tu plan o tu proyecto y para que puedas mostrar tu idea a otras personas como clientes, inversionistas, accionistas o cualquier interesado.

En muchos casos cuando tenemos una idea que queremos hacer realidad creamos un plan o un proyecto.

En ese plan explicamos de que se trata nuestra idea, cómo se desarrolla y cuáles son los resultados que esperamos.

Pero como necesita estar bien justificado con definiciones, gráficos y números, puede resultar muy largo y hasta fastidioso de leer.

Si tu proyecto es muy largo como para que las personas lo quieran leer, perderás tu oportunidad de que conozcan tu idea, es por eso que usas tu carta bajo la manga, un resumen ejecutivo.

Usarás el resumen ejecutivo como una carta de presentación para el plan que has hecho.

Te servirá para que cuando las personas lo lean, tengan la información más importante y queden impresionados con tu idea en tan solo 2 a 4 páginas.

Si tienes un buen resumen ejecutivo, se abrirán las oportunidades para tu plan, como nuevos inversionistas, más clientes o préstamos de dinero.

Si no presentas un resumen ejecutivo con tu plan, créeme que es muy difícil que un desconocido quiera leer más de 20 páginas para darte una oportunidad y si tu resumen ejecutivo no es bueno, se va a terminar enfriando en una gaveta.

Aunque te parezca difícil de creer un resumen ejecutivo no debe tener más de 4 páginas y puede llegar a resumir planes de hasta 100 páginas.

 

 

Qué poner en un resumen ejecutivo

En el resumen ejecutivo vas a poner la información más importante y los datos más interesantes de tu plan, como tu identificación o la de la empresa, la idea principal, el objetivo y los resultados que esperas.

Los datos específicos y la información que tendrá tu resumen va a depender del tipo de proyecto.

No es lo mismo presentar resumen ejecutivo de un plan de negocios para la creación de un banco a inversionistas internacionales, que de un proyecto investigación a tus compañeros de clase.

Para que tengas una idea general, lo primero que tienes que poner son los datos que identifiquen bien tu proyecto.

Luego, vas a poner la información en la que apoyas tu idea, pueden ser definiciones, estadísticas y proyecciones.

Por último, en todo resumen ejecutivo debes poner los resultados o las conclusiones, asegúrate de que le digas claramente a las personas que lo leen a dónde quieres llegar.

Lo más importante antes de pensar en lo que vas a poner en tu resumen ejecutivo es que tengas listo tu plan.

Si se trata de un plan de mercadeo, de ventas o de un proyecto de investigación asegúrate que esté terminado y que cumpla con todas las especificaciones necesarias.

Cuando esté listo y conozcas el plan sabrás cuales son las ideas más importantes y los datos que necesariamente tienes que poner, más abajo en “Cómo hacer un resumen ejecutivo” te explico detalladamente cómo empezar.

 

 

Una técnica que a mí me ayuda a saber si estoy poniendo todo en mis informes es hacer las preguntas esenciales ¿Qué? ¿Cómo? ¿Cuándo? ¿Cuánto? y ¿Por qué?

Para empezar con el “¿Qué?” se tiene que entender de qué se trata, cuál es el centro de tu idea, cuál es el objetivo que buscas, o cuál es la finalidad de tu plan.

Luego debes poner el “cómo” se va a desarrollar tu idea, a veces tienes un plan buenísimo, pero no hay manera de hacerlo realidad.

Tú debes indicarles a las personas que lean el resumen ejecutivo, exactamente cómo se puede realizar tu idea.

El siguiente punto es el tiempo de duración, como idea general tienes que explicar los plazos de duración en el futuro cercano, mediano o lejano.

Si es posible puedes fijar las fechas importantes, como el inicio de operaciones, las fechas de mayor consumo en los planes de mercadeo o las fechas en las que se espera tener resultados.

Ahora, el “¿Cuánto?” también va a depender del tipo de proyecto del que se trate, puede referirse a cuánto tiempo, cuánto dinero, cuántas ganancias, con cuánta exactitud.

Busca los datos más importantes que se puedan contar y ponlos en tu resumen ejecutivo.

Por último, el “¿Por qué?” aquí es donde tienes que sacar todas tus armas de convencimiento y explicarles a las personas por qué tu plan es bueno, por qué tu proyecto es el mejor, por qué deben invertir y creer en ti…

Casi siempre, el resumen ejecutivo debe tener el 5% o el 10% de longitud del plan principal, esto quiere decir que, si tu plan tiene 100 páginas, lo ideal es que el resumen tenga como máximo de 5 a 10 páginas.

Si resultan menos páginas y te sientes satisfecho ¡genial! Si te pasas por un par de páginas, no te preocupes, no es una ciencia exacta.

 

Cuál es el formato de un resumen ejecutivo

El contenido de tu resumen ejecutivo va a depender del plan o el proyecto que quieras presentar.

Yo sé que muchas veces aunque tengamos la idea de lo queremos, no sabemos cómo comenzar, por eso te mostraré un formato de resumen ejecutivo que puedes usar como modelo.

Tú puedes personalizarlo y agregar, cambiar o quitar el contenido para que se ajuste a tu plan.

 

Información General

Aquí vas a dar información sobre ti o sobre tu empresa. Responde a las preguntas ¿Qué ofrecemos? ¿Quiénes somos?.

Por ejemplo:

 

 

Si se trata de un plan de negocios, indicas el nombre de la empresa, y cómo estará conformada, si será a través de accionistas, con una persona individual o como una corporación.

 

Información sobre el proyecto 

En este módulo vas a describir el plan o el proyecto. Dirás de que se trata, cuál es la idea principal y cómo lo vas a realizar.

Aprovecha para resaltar lo que hace que tu proyecto sea una excelente opción.

Algunas características pueden ser: Que es original, que tiene respaldo de otras empresas, que ya se ha aplicado con buenos resultados, o el método de investigación que usaste.

Solo piensa en algo que te dé credibilidad.

Por ejemplo:

 

 

Objetivos

El resumen ejecutivo tiene que ser muy visual, así que te recomiendo establecer los objetivos de forma clara y directa, de manera que la persona que lo lea pueda ir directo al grano.

Por ejemplo:

 

 

Y así continúas; con que escribas de 2 a 4 objetivos específicos está bien. Lo importante es que elijas los objetivos principales.

 

Recursos o herramientas

Esto va a depender del tipo de resumen ejecutivo que vayas a hacer.

Tiene que ver con la finalidad con la que has hecho el resumen ejecutivo, si quieres obtener recursos, llamar la atención de inversionistas, la colaboración de otros investigadores, préstamos de instituciones financieras, entre otros.

Por ejemplo:

 

 

Los recursos pueden referirse al tiempo, materiales o dinero, de cualquier forma puedes ayudarte con una tabla como esta:

 

 

Resultados y/o conclusiones

En esta parte te vas a lucir con tus proyecciones y explicarás qué es lo que esperas obtener.

Si se trata de un negocio que irá en crecimiento te recomiendo que uses un diagrama de barras, las flechas hacia arriba siempre causan una buena impresión.

Si es una investigación, indica los resultados que obtuviste o las distintas consecuencias que podría tener.

Por ejemplo:

 

 

En este último módulo tienes tu última oportunidad de convencer a la persona que lee tu resumen ejecutivo de lo buena que es tu idea o tu proyecto o de formar parte de tu equipo.

Así que ponle muchas ganas a pulir tu trabajo para que tu plan brille.

Si tienes alguna duda sobre este formato puedes dejarla más abajo en los comentarios y con gusto te responderé.

 

¿Cómo hacer un resumen ejecutivo?

 

1. Estudia tu plan o tu proyecto

Ya te mencioné que el resumen ejecutivo es una forma corta de presentar un plan, un proyecto o una idea.

Así que lo primero que tienes que tener, es el plan o el proyecto completo y revisado.

Si tienes algunas dudas o si has visto algunas fallas en tu plan inicial, lo mejor es que los corrijas antes de hacer el resumen ejecutivo para que los dos encajen perfectamente.

Lo siguiente es que conozcas el plan. Eres el dueño, maestro y creador de tu plan, así que nadie lo conoce mejor que tú.

Sólo de esa forma podrás saber qué es lo más importante para ponerlo en el resumen ejecutivo.

Si te piden hacer un resumen ejecutivo de un proyecto que ya esté hecho, como fue el caso de mi primera vez, no queda de otra que leerlo por completo.

En los dos casos, te aseguro que el tiempo que le dediques a conocer bien el plan valdrá la pena y estará bien invertido.

Para que más o menos tengas un idea de lo que buscas cuando estudies el plan de negocios, te daré unas pistas.

Presta atención a la idea principal del proyecto, trata de resumir en tu mente de que se trata, a mi me ayuda tratar de ponerle un título, porque el resultado serán las palabras clave.

Fíjate en los objetivos y en los datos que se repiten con mucha frecuencia.

Haz un lista mental de los recursos que se van necesitando a lo largo del desarrollo y la ejecución del plan, la investigación o el proyecto.

 

 

2. Haz tu resumen del plan o del proyecto

Te seré honesta, no será fácil convertir 100 páginas en 10 al primer intento, esto es algo que podrás hacer con más facilidad y en menos tiempo cuando tengas práctica.

Por eso, una excelente idea para empezar es hacerlo por escalas.

Para mí es suficiente hacer un pequeño resumen, pero realmente puedes hacer todos los que necesites.

Puedes ir tachando la información que te parezca muy específica y resaltando lo que te parezca importante.

Así irás disminuyendo tu plan a 20 páginas, luego a 15, 10, 5…

Cuando tengas un resumen de tu plan, proyecto o investigación, se te hará mucho más fácil identificar los elementos que necesitas para el resumen ejecutivo.

Aunque este paso te parezca preliminar, es necesario para que hagas un resumen preciso y exitoso.

 

 

3. Establece la estructura para tu resumen ejecutivo

No existen reglas escritas en piedra sobre la estructura de un resumen ejecutivo.

Este es un punto a tu favor porque tienes la libertad de adaptarlo a lo que tú necesites.

Sin embargo, existen algunos parámetros generales que puedes tomar en cuenta para tener un excelente resultado, como el uso viñetas que separen el contenido en módulos.

Lo mejor es que uses párrafos cortos que hagan que la lectura sea más ligera.

Recuerda que sin importar el tema del que se trate, quieres hacer algo que se vea profesional, así que debes mantener un formato uniforme y organizado.

Utiliza el mismo tipo y tamaño de letra en todo el texto, no dejes espacios en blanco de forma exagerada y lo mejor es alinear todo el texto hacia la izquierda o justificarlo.

Cuando organices los módulos o viñetas que vas a desarrollar organízalos desde el más importante hasta el de menor importancia.

Fíjate en cuáles son los datos con los que quieres deslumbrar a las personas que leen tu resumen ejecutivo y exprimelos lo suficiente colocándolos en primer lugar y sugiriéndolos en todo el contenido.

Una forma interesante de hacer la estructura de tu resumen ejecutivo y que realmente facilita mucho el trabajo es hacerlo como una especie de cuestionario.

Esto quiere decir que los módulos los vas a organizar en forma de preguntas y respuestas, por ejemplo: ¿Quiénes somos? ¿Cómo te vamos ayudar? ¿En cuánto tiempo lo vamos a lograr?

Otro detalle que debes cuidar es el lenguaje que vas a usar.

En primer lugar, ajústalo a las personas para las que está dirigido, no es lo mismo escribir para un grupo de inversionistas chinos que apenas hablan castellano que para tu colega español experto en el tema.

Cuando hayas fijado el grado de conocimientos que tendrán los lectores sobre el tema, piensa en la forma en la que los vas a abordar.

Puedes utilizar un tono elevado y muy técnico, un lenguaje casual y profesional o un tono gracioso y con humor.

Realmente, todo queda a tu elección, pero siempre teniendo en cuenta cuál es el objetivo de tu resumen ejecutivo.

Si tienes dudas o si no estás muy seguro de quienes van a leer tu resumen, puedes usar un lenguaje intermedio, con términos simples y agregar un anexo con las definiciones necesarias.

Además, siempre tienes la posibilidad de modificar tu resumen si lo vas a presentar a alguien distinto o especial y adaptarlo para la ocasión.

 

 

4. Escribe el primer párrafo

La parte más difícil es empezar, así que sencillamente lánzate al agua y empieza.

En el primer párrafo de tu resumen ejecutivo vas aplicar la misma lógica que en los platos de entrada de los restaurantes o la primera escena de un película. Tu misión es impactar.

Lo que buscas es que desde el primer párrafo puedas llamar la atención a tu proyecto.

Si tienes una título importante, una buena reputación, una empresa con un nombre sólido, muchos años de experiencia o socios importantes, no dudes en usarlo a tu favor.

Los inversionistas no solo apuestan por el caballo, sino también por el jinete.

En caso de que tengas problemas para encontrar las palabras para empezar, piensa en el problema que estás solucionando. Eleva un poco tu ego y descubre por qué tu proyecto es fantástico.

El objetivo principal de tu resumen ejecutivo no es necesariamente que te den un cheque, sino lograr que quieran seguir leyendo y conseguir que se interesen en tu plan o en tu proyecto.

Así que el primer párrafo además de presentar quien eres y de que se trata lo que haces, debe servir como una introducción que atrape al lector. No olvides dejar claro cuál es tu propósito.

Es decir, si se trata de un plan de negocios, un plan de ventas o de mercadeo o de un proyecto de investigación, así estará claro en qué dirección va tu propuesta.

 

 

5. Desarrolla tu propuesta

El siguiente paso es completar el contenido de tu propuesta de valor. Vas a desarrollar la información sobre el proyecto y los objetivos, así que te lo explicaré en dos partes.

En la información del proyecto es donde le vas a dar mayor uso a los conocimientos que tienes sobre el plan y al resumen que hiciste en el segundo paso.

Empieza por definir el problema central. Todos los proyectos o los planes buscan resolver o mejorar algo. Ese “algo” es lo que hará que el lector decida qué tan importante es tu proyecto.

Por eso, tienes que explicar exactamente cuál es el problema y por qué es importante resolverlo.

Por ejemplo, en un resumen ejecutivo de un plan de ventas, no basta con que digas “el problema es que hay menos ventas”.

En este caso puedes explicar que la competencia ha aumentado, que el margen de ganancias ha disminuido y que las proyecciones indican que las ventas seguirán bajando hasta un 80%

Lo que vas a hacer, es utilizar la información que tienes en el plan inicial para describir el problema lo suficiente sin alargarlo mucho.

Lo siguiente que vas a expresar es la solución que tú planteas al problema. Esta es la parte en la que llegas al punto de la ejecución del proyecto.

Es muy difícil que el negocio, la investigación o el plan que tú presentas sea el primero y el único en su tipo. Seguramente, es algo que ya existe, pero nadie puede hacerlo como tú.

Y eso es exactamente lo que tienes que explicar, cuál es la forma en la que tú presentas esa solución, cuál es el valor agregado que tú le sumas con tu manera de hacerlo.

Esta parte del contenido debe ser muy visual, de alguna forma, lo que buscas es atraer la mirada a este punto.

Piensa en algo como prueba. Si alguien te da una hoja de papel con mucho texto y un gráfico, ¿Qué es lo primero que tus ojos van a ver? El gráfico seguramente.

Es por eso, que a tu resumen ejecutivo no le pueden faltar los elementos visuales y ésta es la mejor parte para usarlos.

No olvides mencionar el tamaño y la escala de tu proyecto, a cuántas personas, cuántas ganancias o cuánto espacio va a abarcar tu idea.

Recuerda que tu idea es excepcional y depende de ti que las personas lo sepan. Así que aprovecha para destacar los mejores datos y la información más interesante.

En esta parte también tiene que quedar claro, cuáles son los medios con los que cuentas. Es decir, cuál es el modelo de ventas, el método de investigación o el esquema de tu negocio.

Ahora pasamos a la siguiente parte del contenido, que es definir el objetivo general y los objetivos específicos.

Lo más probable es que los objetivos ya estén claramente definidos en el plan o proyecto inicial.

Es más, es muy seguro que se encuentren en un módulo aparte y sólo tengas que copiar y pegar el contenido.

Así que lo más importante que tienes que tener en cuenta es que debes seleccionar los objetivos principales.

El objetivo general tiene que contener la idea central del proyecto y los objetivos específicos deben ser los que necesariamente se tienen que cumplir para que el proyecto sea exitoso.

 

 

6. Presenta tus respaldos y los recursos que necesitas

Luego de exponer el contenido de tu plan, vas a presentar lo que pides.

Independientemente de que lo que busques sea la aprobación de la junta directiva, el aporte de dinero de un inversionista o la colaboración en una investigación, debes empezar tu solicitud con suavidad.

Así que antes de empezar a pedir, refuerza un poco la confianza en ti. Presenta todos los datos que estés usando para respaldar tu proyecto.

Puedes empezar con los datos de credibilidad sobre tu experiencia y el éxito que hayas tenido antes. Si se trata de una empresa presenta los resultados de los últimos informes de liquidez.

Algunos planes tienen proyecciones, estos son gráficos en los que se usan las habilidades del equipo, los medios y el comportamiento del área para hacer un pronóstico de los resultados que se podrían tener.

Si tú los tienes, no dudes en agregarlos a tu resumen ejecutivo. Si no los tienes, no te preocupes, no es nada obligatorio y no va a desmejorar tu informe.

Lo que sí es importante, es que respaldes de alguna manera los posibles resultados que esperas conseguir.

Cuando hayas descrito todo el material que apoya tu propuesta, vuelve a exponer todos los aspectos que hacen que tu proyecto sea excelente.

Recuérdale al lector la importancia del problema, los datos positivos de la solución que planteas y la habilidad que tienen tú y tu equipo para ejecutar el proyecto.

Después de haber preparado el terreno, todo está listo para que hagas tu petición. En tu solicitud también tienes que ser muy claro, breve y directo. Sencillamente responde a la pregunta ¿Qué necesitas?

Si se trata de materiales o recursos indica detalladamente la cantidad y el tipo exacto que necesitas.

En caso de que se trate de dinero, fija uno o varios montos indicando el origen y el destino de los fondos; puedes usar una tabla para que se vea más claro.

No incluyas los temas que tengan que ver con la negociación del pago como la tasa de interés, esto es mejor conversarlo luego.

Si lo que buscas es la colaboración o la participación de alguien en el proyecto, explícale muy bien cuál sería el papel que tendría dentro del proyecto.

 

 

7. Crea un cierre conmovedor

Este en paso muy sencillo, simplemente haz una conclusión corta. Utiliza esta parte del resumen para hacer unos últimos comentarios sobre tu proyecto.

Indica de qué forma pueden contactarse contigo o conseguir el plan original y señala los anexos si has agregado alguno.

También utiliza este espacio en tu resumen ejecutivo para plantear las formas de salida o de terminación del proyecto.

Si una persona va a comprometer su trabajo, su tiempo o su dinero, querrá saber que existe una forma de separarse luego si por algún motivo así lo desea.

Aprovecha la conclusión para mencionar unos últimos detalles que quieras agregar, pero no la hagas muy larga. 

 

 

8. Revisa y evalúa

No te preocupes si sientes que no has creado un gran informe en tu primer intento. Cuando lo hayas terminado, empieza la etapa de perfeccionarlo.

Yo te recomiendo que dejes la revisión para un día después de haberlo terminado, o por lo menos un par de horas.

Así podrás refrescar tu mente y verás con mayor claridad los posibles errores.

Cuando lo hayas revisado, puedes discutirlo con los demás participantes de tu proyecto o con alguna persona que te pueda dar una opinión constructiva.

Presta atención a la redacción, asegúrate que se entienda con claridad lo que quieres decir y que no hayas cometido algún error ortográfico en el camino.

Revisa las palabras y si encuentras algún término muy técnico, cámbialo por palabras más sencillas.

Encuentra un modelo que se ajuste a tu plan, ponle un toque personal, sigue estos pasos, muestra confianza y seriedad y tendrás un resumen ejecutivo de primera categoría.

 

 

Resumen ejecutivo de un plan de negocios

Cuando se tiene una idea de negocio se empieza por hacer un plan, con la finalidad de organizar todo lo que se necesita para hacerla realidad.

Los planes de negocios nos sirven para organizarnos y saber cuáles son los pasos que vamos a seguir.

Pero también, tu plan de negocio será una herramienta importante para obtener el apoyo de inversionistas o el financiamiento de instituciones públicas o privadas.

La mejor forma de despertar el interés en financiar tu idea de negocio es con un resumen ejecutivo. La característica especial del resumen ejecutivo de un plan de negocios es que debes vender la idea.

Es por esto que vas a usar un lenguaje seguro y positivo. Pero evita usar exageraciones como “ganancias multimillonarias en un mes” o “el mejor negocio de la historia”

Los inversionistas y las instituciones financieras, leen este tipo de cosas prácticamente todos los días y harás que tu proyecto se vea como uno más del montón lleno de promesas vacías

Otro detalle es que como no tienes una empresa que te respalde, necesitas mencionar al equipo con el vas a empezar y las habilidades que tienen para sacar el proyecto adelante.

Puedes dividir el resumen ejecutivo de tu plan de negocios en siete encabezados, para incluir la información más importante sin dejar nada por fuera.

El primer encabezado que necesitas incluir es la oportunidad de negocio. Básicamente lo que vas a describir es la necesidad que tiene el mercado y la oportunidad de negocio que representa.

Asegúrate de quede claro que falta algo importante en el mercado y que tú tienes el negocio para cubrirlo.

 

 

El segundo encabezado puedes dirigirlo a explicar la forma en la que tú vas explotar la oportunidad de negocio.

Aquí no vas a hablar tanto de la necesidad del mercado, sino de la forma en la que tu idea va a cubrir esa necesidad y al mismo va a generar buenas ganancias. Vas a explicar la manera en la que tu negocio entrará al mercado.

En el tercer encabezado, explica el modelo de negocio. Esto quiere decir que les vas a mostrar como va a funcionar tu empresa, por ejemplo, si serás distribuidor o productor o si planeas tener una sola sede o varias locaciones.

También describirás el servicio o el producto. Esta parte es la más importante, piensa que es tu primera gran venta y asegúrate de dejar claro por qué el producto o el servicio que tú ofreces es atractivo y tendrá éxito en el mercado.

En el cuarto encabezado puedes incluir tus estrategias de mercadeo y tu plan de ventas. Si aún no lo tienes preparado, no te preocupes puedes saltarlo.

Si ya lo tienes menciónalo de forma breve y sin profundizar mucho, estos son detalles que se pueden ver en el plan original.

La siguiente parte del resumen, se trata sobre los elementos financieros, es por esto que te recomiendo que te apoyes en medio visuales.

Utiliza tablas y gráficos para presentar tus proyecciones, esto hará que tu resumen ejecutivo sea más fácil de leer.

Para el quinto encabezado, explica el análisis financiero. Vas a mencionar las ganancias estimadas en los siguientes años, puede ser de 1 a 3 años dependiendo del tipo de negocio.

También es la oportunidad para incluir el financiamiento o la inversión que necesitas, asegúrate de identificar el origen y el destino de los fondos y el tiempo estimado de retorno.

Si se trata de inversionistas, incluye en este encabezado las formas de salida en caso de que compren acciones.

En el sexto encabezado, menciona a los miembros del equipo, por el momento son el activo más importante con el que cuentas.

Así que es necesario que describas la experiencia y lo capacitadas que están las personas que forman parte del proyecto.

 

 

En cuanto al séptimo encabezado, lo usarás para hacer un cierre y presentar tus conclusiones.

Te recomiendo incluir aquí el estado en el que se encuentra el proyecto, y si las tienes, las fechas de inicio o de ejecución.

Ahora, en algunos casos se crean planes de negocios para empresas que ya existen y están buscando una oportunidad de crecimiento.

Si este es tu caso, puedes usar el mismo orden de los encabezados que te menciono arriba, pero vas a agregar algunos datos.

Indica la información de la compañía, la misión, y la evolución en el tiempo y las metas que se plantean hacia el futuro.

También es importante que señales como ha ido evolucionando el negocio y que en los aspectos financieros incluyas la información de los informes de liquidez de la empresa.

 

Resumen ejecutivo de un proyecto de investigación

Lo más común es que cuando terminamos una carrera universitaria o estudios de algún tipo nos pidan la realización de un proyecto de investigación.

Otro caso es que en el desarrollo de nuestro trabajo, nos interesa un tema y decidimos empezar una investigación.

De cualquier modo, estos proyectos casi siempre resultan en grandes trabajos con cientos de páginas.

Es difícil que una persona se interese en leer 100 páginas de la nada. Por eso, es importante crear un resumen ejecutivo, que tenga la información suficiente para despertar el interés de las personas o para facilitar el trabajo del jurado evaluador.

Aunque hay una diferencia importante en los temas que se van tocar, puedes seguir los mismos pasos y la estructura para hacer un resumen ejecutivo que te he mostrado hasta ahora.

En cuanto al contenido, hay seis encabezados importantes para el resumen ejecutivo de un proyecto de investigación.

El primer encabezado úsalo para identificar tus datos y los del proyecto.

No es necesario que lo plantees de una forma en especial, es suficiente con colocar tus nombres y apellidos, el título del proyecto, el título con el que trabajas, por ejemplo: “Investigador”, y el nombre de la institución si aplica en tu caso.

Puedes aprovechar y colocar un poco de información sobre tu experiencia, pero no uses más de un par de líneas para esto.

En el segundo encabezado, escribe la idea principal de tu proyecto. Describe de qué se trata el proyecto y cuál es la finalidad con la que lo hiciste.

 

Convertir blog en un negocio

 

En cuanto al tercer encabezado, vas a tratar los antecedentes que tiene la información. Los antecedentes se refieren a otras investigaciones que han habido sobre el tema o a los datos de interés que ya existan.

También puedes explicar en este módulo las razones que te llevaron a hacer una investigación sobre ese tema.

En el quinto encabezado, explica la forma en la que se llevó a cabo la investigación. En este encabezado vas a desarrollar el método de investigación que usaste, y las actividades que realizaste.

Aquí también puedes indicar el estado en el que se encuentra el proyecto, pero si te parece que es muy largo, lo puedes separar en un módulo distinto.

El sexto encabezado es uno de los más importantes. Vas a presentar tus resultados y tu propuesta. Esto lo puedes hacer con un plan de acción, con un presupuesto o con gráficos y tablas de proyecciones.

Puedes pedir recursos para continuar la investigación o para ejecutar el objeto de la investigación.

También puedes pedir la colaboración de otras personas en el proyecto.

Si no te interesa ninguna de las anteriores, simplemente establece el resultado de la investigación y pasa a las conclusiones.

Ya con esta información el resumen ejecutivo de tu proyecto de investigación estará listo para ser presentado.

Hay personas que lo hacen como un texto corrido, pero yo te recomiendo separarlo en módulos o en encabezados.

También toma en cuenta los parámetros específicos en los casos en los que lo vayas a presentar a una institución o a una universidad en particular.

 

 

Resumen ejecutivo de un plan de marketing

Una vez que entramos al mercado con un negocio o con un nuevo producto tenemos que entrar en la batalla con la competencia.

Es por esto que se crearon las estrategias de mercadeo y de publicidad, y para cada caso hay algunas técnicas que son más efectivas que otras.

Así que se crea un plan de mercadeo o un plan de ventas para saber la estrategia que se va a usar.

Hay dos elementos importantes que se presentan en el resumen ejecutivo de un plan de marketing. En primer lugar, el producto y sus características importantes.

Y el segundo es lo que llaman “target” que quiere decir el objetivo, las personas dentro del mercado a quienes les queremos vender.

El resumen ejecutivo del plan de marketing es uno de los más cortos, porque simplemente vas a señalar las estrategias y los objetivos más importantes sin dar muchos detalles.

Puedes estructurar entre 4 y 5 encabezados para organizar la información.

En primer lugar, identifica a la empresa, en este punto no se trata tanto de los datos de la empresa, sino de la situación actual. Con esto quiero decir que vas a hablar de la situación en la que se encuentra la empresa frente al mercado.

En este punto tienes que mencionar a la competencia y la forma en la que se comporta.

En el segundo encabezado, describe la idea general del plan de marketing, es decir, si se va a usar una estrategia agresiva o si va a ser conservador.

También es importante que indiques si es un plan que se desarrolla por etapas o si tiene un solo componente. En este punto vas a describir a tu target, es decir, a las personas dentro del mercado a quienes está dirigida tu estrategia.

 

 

Luego, describe los objetivos del plan de marketing.

Puedes señalar un objetivo general y varios objetivos específicos, pero siempre de forma directa y concentrándote en los más importantes.

En el siguiente encabezado, indica las estrategias de marketing que se desarrollan en el plan. Las estrategias las puedes colocar a modo de pasos o con un diagrama de flujo.

Lo importante es que no olvides que es un resumen, no debes explicar con mucho detalle tus estrategias sino trazar un mapa de lo que se trata tu plan de marketing.

Por último vas a ver presentar tu propuesta y tus conclusiones. Todos los planes de marketing implican un costo para la empresa, así que debes indicar cual es el presupuesto o los costos estimados.

El resumen ejecutivo te puede servir para solicitar recursos, para conseguir un nuevo cliente o para obtener la aprobación de la junta directiva.

Así que en este último encabezado vas a presentar tu solicitud y vas a escribir sobre los motivos que la respaldan.

 

¿Qué tipo de resumen ejecutivo vas a hacer tú? Deja tu comentario aquí abajo y cuéntame tu experiencia.

The following two tabs change content below.
María González

María González

Me apasionan las finanzas, los negocios y la economía de mercado. Cada día busco aprender algo nuevo para poder compartir mis experiencias.

2 comments on “Cómo hacer un resumen ejecutivo en 8 pasos (con ejemplos)

  1. Querida Mary te agradezco tu información y la pondré en práctica, tu amigo de México Federico A Damm!!!

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *