6 pasos que te ayudarán a saber qué negocio poner

Qué negocio poner

Desde hace tiempo, hay una idea que se ha instalado en tu cabeza: quieres emprender tu propio negocio. Tienes la energía y la determinación suficientes para hacerlo. Pero hay un gran problema que te lo impide.

No sabes qué negocio poner.

Buscas y buscas ideas de negocio que sean rentables, que te apasionen. Pasas muchas horas delante de tu computadora intentando averiguar cuál será el mejor negocio para ti. Pero no encuentras nada.

Yo también he pasado por eso.

Hace años, cuando decidí crear mi primer negocio, creía que lo tenía todo: la fuerza para trabajar duro para arrancar ese negocio, el tiempo suficiente para hacerlo despegar, incluso tenía algunos ahorros para invertirlos en ese emprendimiento.

Pero me faltaba lo más importante: una idea de negocio que me apasionara, que me generase unos ingresos rentables, y en la que supiera los pasos que debía dar para comenzar.

¿A ti también te pasa lo mismo? Si tu respuestas es sí, hoy voy a compartirte los 6 pasos que yo seguí para saber qué negocio poner y que tú también consigas averiguar cuál es el emprendimiento que mejor se adapta a ti.

 

6 pasos que te ayudarán a saber qué negocio poner

 

1. ¿Cuál es tu pasión?

Muchas personas que no tienen empleo o que tienen uno en el que no ganan lo suficiente deciden emprender y lo primero que se preguntan es: ¿qué negocio es el que más dinero me va a generar?

Siento decirte esto pero si tú también piensas así, fracasarás.

Iniciar un negocio pensando sólo en el dinero que vas a conseguir no es una buena idea por varias razones.

Haciendo esto, sólo buscarás el dinero fácil y acabarás metiéndote en algo que ni te gusta ni conoces bien.

Si no conoces bien el terreno en el que vas a entrar, a menos que antes te dediques a aprender todo lo necesario sobre ello, no sabrás cómo administrar y manejar ciertas situaciones y terminarás fracasando.

Y si no te apasiona ese negocio, acabarás odiándolo y fracasando igualmente.

Sí, puede que los primeros 2 o 3 años te motive el dinero que ganes, pero después de eso las tareas que debas hacer te cansen, y eso hará sufrir mucho a tu negocio.

Por eso, el primer paso para saber qué negocio poner es investigar cuál es tu pasión.

La clave para empezar un negocio exitoso es saber en lo que estás interesado. Así que toma un trozo de papel y un lápiz y empieza a escribir qué cosas te gustan.

 

Qué negocio poner

 

Hazte estas preguntas:

  • ¿Qué cosas te gusta hacer los fines de semana o en tu tiempo libre?
  • ¿Cuáles son tus pasiones?
  • ¿Sobre qué temas la gente te pide ayuda o consejo porque saben que eres un experto en eso?
  • ¿Qué actividades son las que nunca te cansas de hacer y estarías encantado de repetir todos los días?

 

Las respuestas a estas preguntas te ayudarán a formar una primera idea de lo que puede ser el mejor negocio para ti.

¡No tengas prisa en averiguarlo! Tómate tu tiempo en hacer esta lista. Ve a un parque (o hazlo en tu casa cuando nadie te distraiga) y pasa una tarde entera pensando y escribiendo estas pasiones.

Revisa esa lista en los días siguientes para analizar si hay algo que cambiarías, si hay otra pasión que quieres añadir, o algún punto que prefieres eliminar.

Cuando ya tengas la lista definitiva, ordena cada cosa desde la más importante y la que más te interesa hasta la que menos te atrae.

 

¡No encuentro nada que me apasione!

Hay personas que piensan que no tienen ninguna pasión ni nada que les interese realmente, y por eso se sienten tan perdidos a la hora de iniciar un negocio.

Lo he visto muchas veces aquí en los comentarios de Gananci: gente que quiere emprender pero no sabe el qué, les digo que hagan el ejercicio de arriba, pero me contestan que no encuentran nada que les apasione ni les interese.

En mi opinión, TODOS tenemos algo que nos mueve, que nos encanta y con lo que disfrutamos. Pero a veces estamos tan bloqueados que no sabemos ver qué es.

Si tú te has puesto a pensar cuáles son tus pasiones para escribirlas en una lista y no has conseguido escribir ni un solo punto, te propongo que hagas también este otro ejercicio.

Vuelve a tu infancia y piensa qué te gustaba hacer cuando eras un niño o una niña.

 

Qué negocio poner

 

Es increíble lo desconectados que estamos cuando somos adultos de aquellas cosas que nos producían gran alegría cuando éramos pequeños.

Así que recuerda todas las cosas con las que disfrutabas en esa época. ¿Te gustaba jugar a construir casitas, o preferías pasar las horas pintando cualquier cosa que veías?

Por muy tonta que creas que fuese una actividad, escríbela en una lista, y piensa si hoy en día disfrutarías también haciéndolo de nuevo, o cómo podrías trasladar esos juegos a un negocio ahora.

De esta forma conseguirás descubrir tus pasiones más ocultas y te darás cuenta de que sí hay algo en ti que te interesa.

 

2. ¿Qué habilidades o conocimientos tienes?

Una vez que hayas determinado cuáles son tus intereses, es hora de explorar tus habilidades.

A mí por ejemplo me encantaría crear un negocio siendo programador informático, pero para ello necesito conocimientos de matemáticas también, y soy pésimo con los números.

Así que haz otra lista donde enumeres todas tus habilidades y conocimientos. Da igual el tipo o lo tontas que te parezcan: escríbelas TODAS.

 

Qué negocio poner

 

¿Sabes hacer trucos de magia? Escríbelo. ¿Te gusta hablar con otras personas? ¿Tienes conocimientos de abogacía, contabilidad, idiomas, escritura? Escríbelos todos.

Algunas preguntas que pueden ayudarte con esto son:

  • ¿Cuál crees que es tu mejor habilidad?
  • ¿Qué habilidades son las que todo el mundo que te conoce te dice que tienes?
  • ¿Qué conocimientos tienes que crees que podrías vender?

 

Este análisis te ayudará a comprobar cuáles son tus fortalezas y debilidades. Si te interesa el diseño gráfico y tienes habilidades artísticas e informáticas, ¡puede que hayas dado con el negocio ideal para ti!

 

3. Analiza las dos listas de forma conjunta

Ya tienes una lista en la que has apuntado tus intereses, y otra en la que hay escritas tus habilidades. Es hora de analizar ambas al mismo tiempo y ver qué ideas de negocios puedes sacar de ellas.

Mira el interés más importante para ti, y comprueba si tienes las habilidades para ejecutarlo en tu lista de conocimientos.

Si es así, ¡enhorabuena! Ya tienes tu primera idea de un negocio que puedes poner.

Haz una tercera lista (la definitiva) y escribe ahí todos los negocios que se te vayan ocurriendo según tus intereses y tus conocimientos.

 

Qué negocio poner

 

Por ejemplo: si te gusta volar cometas y se te da bien construir cosas, puedes iniciar un negocio vendiendo cometas hechas por ti mismo, o dar clases enseñando a construirlas.

Si tienes conocimientos de abogacía, y te gusta ayudar a las personas, puedes prestar servicios jurídicos a particulares, a empresas, dar cursos sobre derecho, etc.

Es mucho más fácil de lo que imaginas saber qué negocio poner; sólo necesitas saber qué intereses tienes y si tus habilidades podrían combinarse con esos intereses para crear un negocio basado en ambas cosas.

 

4. Identifica qué estás dispuesto a arriesgar

Una vez que tengas varias ideas de negocio, tienes que saber bien qué estás dispuesto a arriesgar para arrancar tu proyecto.

No te voy a mentir: un negocio es algo maravilloso con lo que puedes generar buenos ingresos y a trabajar en lo que a ti te gusta. Pero igual que hay posibilidades de triunfar, también las hay de fracasar.

Así que piénsalo bien y decide – de manera realista – cuál es el riesgo que estás dispuesto a afrontar, y elimina aquellas ideas de negocio que superen a esos riesgos que estás dispuesto a asumir.

  1. Si tu proyecto fracasa, ¿cuál es el tiempo máximo que no te importaría haber “malgastado” en él?
  2. ¿Cuánto dinero estás dispuesto a perder si no tienes éxito con ese negocio?

 

Qué negocio poner

 

Imagínate que estás dispuesto a invertir en un proyecto un máximo de 3 meses y $700 en ponerlo en marcha.

Si lo que quieres es crear una empresa de reciclaje, que quizá te tome unos 4 meses en poner en marcha y en la que tengas que gastar $1.600 en maquinaria, es mejor que elimines esa idea porque no se ajustará a tus expectativas.

Pero si quieres empezar una tienda online de accesorios, que sólo te llevará 1 mes empezar y unos $500, ese puede ser un buen negocio con el que arrancar.

Así que borra de tu lista de ideas de negocios todos los proyectos que excedan estos requisitos.

 

5. Define las recompensas de tu negocio

Habrás comprobado que tu lista de negocios que poner va disminuyendo más, y poco a poco te estás acercando al que es mejor para ti. Ahora falta dar el paso de pensar en las recompensas que quieres obtener de él.

No todo el mundo quiere lo mismo de un emprendimiento: hay gente que sólo quiere iniciar algo en lo que trabajar pocas horas y ganar un extra, y otros desean un negocio a tiempo completo que les genere más de $2.000 en beneficios.

Así que responde a estas preguntas:

  1. ¿Cuántas horas quieres trabajar en tu negocio?
  2. ¿Cuánto dinero quieres generar con él?
  3. ¿Desde dónde quieres empezar a trabajar?

 

Qué negocio poner

 

Si quieres trabajar 5 horas al día desde tu casa, ganando cada mes $1.500, y una de las ideas de negocio que han salido de tus listas de intereses y habilidades es crear un restaurante, es mejor que la elimines.

En un restaurante quizás ganes más de $1.500 al mes, pero tendrás que trabajar en él más de 5 horas al día, y por supuesto, no puedes administrarlo desde tu casa.

Elimina de las ideas de negocio que quedan en tu lista todos los emprendimientos que no se correspondan con las respuestas a estas 3 preguntas.

 

6. Elige la idea de negocio que mejor se adapte a ti

Este es el último paso que debes dar para saber qué negocio poner, así que hagamos un pequeño resumen de lo que has hecho hasta ahora:

  1. Has listado tus intereses y tus habilidades
  2. Has sacado muchas ideas de negocio basándote en esos intereses y habilidades
  3. Has eliminado esos negocios que superaban el tiempo y el dinero que estás dispuesto a invertir en ellos
  4. Has eliminado los negocios restantes que no te darán las recompensas que quieres

 

Probablemente ya solo te queden unos pocos negocios en tu lista y debes escoger sólo uno, pero ¿cuál elegir?

Aquí la respuesta es que te dejes llevar por tu intuición y escojas el negocio que tú creas que será mejor para ti.

 

Qué negocio poner

 

En este punto, la elección será mucho más sencilla de hacer que al principio, porque seguramente sólo te quedarán 2 o 3 opciones de negocios que se adaptarán completamente a ti (que te gustan, para los que tienes habilidades, tiempo y dinero) y serán propuestas específicas.

¡Bingo! Ya tienes un negocio que ahora puedes empezar y sólo te quedará empezar a dar los pasos para arrancarlo.

 

Y tú, ¿has seguido estos 6 pasos de arriba y ya sabes qué negocio poner? Dime qué te parece este método dejándome un comentario aquí abajo.

The following two tabs change content below.
Andres Gananci
Andrés Gananci es un emprendedor y aventurero apasionado de la vida que fundó su primer negocio online con tan sólo 17 años. 12 años después, sigue viajando por el mundo mientras trabaja desde casa.

40 comments on “6 pasos que te ayudarán a saber qué negocio poner

  1. Hola Andrés te estaba leyendo porque tengo el sueño de poner un café ,algo así como para vender ahí también repostería o un restaurante ,amo cocinar y en especial hornear y al leerte hoy me siento animada a hacerlo aunque me da un poco de miedo ,no sé si podrías aconsejarme sobre cómo llevar a cabo esto ,gracias y saludos

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *