7 tipos de malos amigos que deberías mandar a la mie***

Malos amigos

Es bastante obvio que las personas con las que te juntes pueden mejorar o destruir tu vida. Dependiendo de la cantidad de felicidad e inspiración que sientas, consigues un número mayor o menor de logros.

Por eso, mucha gente es partidaria de moverse en un ambiente positivo y eliminar de sus vidas a sus malos amigos.

Pero puede ser difícil hacerlo. A veces no queremos soltar lo que tenemos (aunque no sea bueno para nosotros).

Seguimos poniendo excusas tanto para nosotros como para los demás. Otras veces estamos ciegos ante el hecho de que en realidad nos rodeamos de malas compañías.

Hazte un favor a ti mismo y manda a la mierda a tus amigos tóxicos.

Sólo son obstáculos en tu vida. Estarás mucho mejor sin ellos, te lo aseguro. Además, siempre tienes la oportunidad de conocer a gente nueva.

 

7 señales de que estás saliendo con los amigos equivocados

 

1. Los malos amigos hacen que el dinero sea un problema

Los malos amigos son esos que te piden dinero prestado pero nunca te lo devuelven a tiempo. A veces ¡nunca más en tu vida volverás a ver ese dinero!

Son esas personas que milagrosamente desaparecen todo el tiempo cuando llega el momento de devolver lo prestado.

Su problema no es que no tengan ni un centavo para comer, nada de eso. Tienen su propio trabajo, pero de alguna forma intentan que tú les pagues sus cosas.

 

Malos amigos

 

Si el dinero contribuye en gran parte a hacerte dudar de tu amistad con ellos, entonces está bastante claro de que no son buenas compañías para ti.

Los malos amigos sólo te ven como una billetera. ¿No te das cuenta?

Nada más, ni nada menos.

Así que lo mejor que puedes hacer es quedarte con el grupo de gente donde todos os apoyéis mutuamente, tanto económicamente como en otros aspectos.

 

2. Nunca cumplen las promesas que te hacen

En otras palabras: están llenos de mierda.  Hablar es barato y por eso están dispuestos a llenarte la cabeza de palabras vacías continuamente que en realidad para ellos no significan nada (pero para ti, sí).

A la hora de tomar acción y cumplir sus promesas es donde se ve su verdadera personalidad.

 

Malos amigos

 

Un buen amigo nunca te dejará colgado cuando le pidas algo realmente importante para ti.

Por eso no necesitas un mal amigo que te tome por un idiota de esa forma. Te mereces MUCHO más que sólo unas bonitas palabras.

La charlatanería es lo que normalmente te desanima porque esas personas suelen sonar seguras y te hacen sentir cómodo; pero cuando no cumplen con esas bonitas palabras, te vienes abajo.

Así que ni siquiera se te debería pasar por la cabeza el seguir estando al lado de ellos un segundo más.

 

3. Siempre están demasiado ocupados para ti

Voy a decírtelo bien claro: lo de estar ocupado es una pura mentira. Todo el mundo está ocupado hoy en día.

Yo llevo varios negocios, viajo, mantengo esta y otras páginas web, y con todo eso, siempre reservo el tiempo necesario para estar con los que me importan.

Si quieres de verdad pasar tiempo con alguien o con algo, sacarás el tiempo necesario de donde sea.

Si un amigo está constantemente demasiado ocupado para ti, es hora de reevaluar esa relación, especialmente cuando eres tú quien te has esforzado otras veces en sacar tiempo para esa persona.

 

Malos amigos

 

Es mejor salir con amigos que estén dispuestos a estar contigo porque de verdad les importas, que salir con malos amigos que sólo pasan tiempo contigo cuando tienen algún interés oculto en ti.

Esa es la verdadera amistad.

Esos son los hombres y mujeres que siempre estarán ahí para ti.

 

4. No les importan tus problemas, sólo lo que tu éxito les puede dar

¿Alguna vez has tenido amigos que te han dicho estas frases?

Vaya, ¿de verdad has ganado todo ese dinero? Jaja, entonces ¡te toca a ti pagar las bebidas!

¿Te compraste un nuevo auto? Vamos a dar un paseo en él y de paso me llevas a esta tienda en la que necesito comprar.

 

Malos amigos

 

Claro, visto así puede sonarte inofensivo, pero piénsalo bien: ¿cuánto les importa a estos amigos tu camino hasta el éxito?

¿Estaban ahí para preocupándose por ti cuando pasaste por los obstáculos y retos que te han hecho alcanzar tu actual logro?

Si no les importas nada, nunca van a estar ahí cuando necesites su ayuda.

Un verdadero amigo no estará sólo a tu lado cuando seas feliz y tengas dinero o un coche nuevo. Te apoyará en tus momentos más bajos y estará orgulloso del camino que has recorrido para llegar a donde estás.

La amistad es conocerse el uno al otro por quien realmente se es, no por quienes parecemos ser en la superficie en términos de status social, la cantidad de dinero que se tenga, o lo grande que sea nuestra casa.

 

5. Los malos amigos te cotillean constantemente para compararse

¿Cuánto dinero ganas en el trabajo? ¿Cuánto tiempo duras en la cama?

Ja, apuesto a que yo he sacado mejores notas que tú en este examen. ¿Cuántos puntos has sacado tú?

Ya sé que estas preguntas suenan groseras, pero los malos amigos no tienen ningún pudor en hacerlas.

Les importa un carajo si te hacen sentir incómodo o no.

¿Y sabes qué? Tampoco les importa la respuesta que les des.

Sólo quieren compararse contigo para ver si son mejores que tú, nada más. Y cuando sienten que no son mejores, te hacen más preguntas incómodas hasta que les des una respuesta en la que ellos son supuestamente superiores.

 

Malos amigos

 

Un verdadero amigo NUNCA te hará sentir incómodo o mal contigo mismo a propósito. Ni se comparará contigo.

Sólo estará feliz de tenerte y se alegrará de tus logros al igual que de los suyos. Pero no te lo restregará por la cara.

 

6. Se regocijan y alimentan del drama

Bienvenido al mundo de los reyes y las reinas del drama. Aquí es donde esos malos amigos cotillean sobre todos los demás y se apuñalan por la espalda.

Cuando se les incluye en un grupo de WhatsApp, montan peleas online.

Sus estados de Facebook son maliciosos y siempre negativos.

Te sorprenderá comprobar cómo todo este drama impacta en tu vida de forma negativa.

Es agotador, te chupará toda tu energía y te desilusionará.

 

Malos amigos

 

Todo ese drama que vomitan esos malos amigos hará que te preguntes si un día te tocará ser a ti la diana de esas negatividades o si esas personas están hablando mal de ti a tus espaldas.

Los amigos de verdad son maduros. Crecen contigo y resuelven sus asuntos como adultos, no lo hacen poniendo en Facebook lo cansados que están de cierta persona con indirectas y juegos de niños.

Tu vida no necesita un drama más en ella, así que corre, ¡aléjate de estas personas cuanto antes!

 

7. Te cuestionas un cambio en tu vida por su culpa

Estás cansado de tu trabajo, de tu jefe y de tu sueldo, así que decides que es hora de cambiar de empleo o de iniciar tu propio negocio.

Se lo cuentas al que hasta ahora pensabas que era un buen amigo, y te hace dudar con sus preguntas.

Oye, ¿estás seguro? Cambiarte de empleo a mí me parece una tontería. Seguro que vas a fracasar…

¿Te suena de algo?

Si alguna vez necesitas empezar a cuestionarte a ti mismo o a tu estilo de vida por tus amigos, significa que estás saliendo con los amigos equivocados.

La verdadera amistad te elevará, no te hará caer a los infiernos. Te hará sentir tan feliz e inspirado que te hará preguntarte (e incluso temer) qué sería de tu vida sin ellos.

 

Malos amigos

 

Así que no te la juegues ni te engañes a ti mismo. Tú sabes cómo te sientes. Las preguntas malintencionadas que te hagan ni siquiera te van a ayudar a solucionar el problema.

Aparta esos obstáculos de tu camino. Manda lejos a esas personas tóxicas. Sigue adelante y encuentra amigos mejores.

Tu vida será mucho mejor así. Y conseguirás más éxitos también.

 

Ahora es tu turno: ¿tienes malos amigos que cumplan con alguna de estas características? Entonces déjame un comentario aquí abajo y dime ¡por qué sigues saliendo con ellos!

The following two tabs change content below.
Andres Gananci
Andrés Gananci es un emprendedor y aventurero apasionado de la vida que fundó su primer negocio online con tan sólo 17 años. 12 años después, sigue viajando por el mundo mientras trabaja desde casa.

45 comments on “7 tipos de malos amigos que deberías mandar a la mie***

  1. Estoy siendo confrontada por este tema. ¡ comprar amigos sale caro!
    que situación tan difícil la que estoy viviendo, pero me siento cansada.
    cansada de siempre buscarlos , llamarlos, invitarlos, y tener que pagar desde el agua hasta el postre…
    llegue tan frustrada de anoche que tuve la necesidad de buscar ayuda en la compu y gracias a DIOS! encontré este blog.
    pensando sera que soy toxica?
    sera que soy egoista? son tantas las cosas que pensé.. que cada vez que se repite esta situación solo termino condenandome a mi misma.
    me da paz leer estos 7 pasos..
    ahora toca actuar.
    soltar a esos amigos..
    conocer nuevas amistades…
    me entra la duda si lo lograre o no. pero tengo la necesidad de hacerlo.

    Gracias Andrés.

  2. La verdad es que tengo sólo una amiga, la conozco desde que teníamos 6 años (actualmente tiene 15 y yo 14). Hace más o menos un año me he estado sintiendo muy mal cuando estoy junto a ella… normalmente cada que me junto con ella (casi todos los días) pasa que siempre habla de ella, nunca tengo la oportunidad de decirle sobre mis pensamientos y demás. Siempre trato de hacerla sentir mejor, de pedirle que salgamos juntas, pero siempre terminamos en no saliendo porque ella no quiere. Me hace sentir mal cuando no puedo hacer algo con ella (como dormir juntas en su casa o quedarme hasta tarde hablando con ella) me hace sentir mal amiga… ¿de verdad seré mal amiga? Esa pregunta ronda por mi cabeza siempre y hay veces en que no soporto pensar en eso y me hecho a llorar y es que es algo tonto llorar por algo así ¿no? Bueno… no sé mucho sobre malos amig@s, es por eso que he buscado por estas paginas… y me gustaría saber la opinión de alguien sobre “mi tema”

    • Hola Laura, tú no eres una mala amiga, y quizás ella tampoco lo sea porque puede que lo que hace, no se da cuenta o lo hace sin querer.

      Pero debes hablar con ella para explicarle que su actitud te hace sentir mal, y solucionar el problema que tenéis. Si después de eso, sigue haciendo lo mismo, entonces sí deberías plantearte si es una amiga de verdad o no, y si vale la pena seguir a su lado.

      Mucha suerte linda, y ¡espero que lo arregléis!

Deja un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *