Cómo administrar un restaurante: 15 pasos para tener éxito

Cómo administrar un restaurante

¿Cómo administrar un restaurante? Esta es la gran pregunta que muchos emprendedores se hacen cuando abren un negocio de hostelería y, para su desgracia, comprueban que no funciona tan bien como esperaban.

Les faltan clientes, los costes son muy altos y los ingresos muy bajos, y ven que poco a poco se va acercando el momento de cerrar su emprendimiento por culpa de la falta de dinero.

Abrir un restaurante quizás sea una tarea más o menos sencilla; pero manejarlo es algo completamente diferente.

Y una buena gestión es lo que separa a este tipo de negocio de que sea una empresa exitosa o un fracaso total (y, en muchas ocasiones, de generar también altas deudas).

Así que si estás pensando en iniciar un restaurante pon mucha atención a estos 15 consejos para administrarlo de forma exitosa.

 

Cómo administrar un restaurante: 15 consejos para tener éxito

 

1. Escribe un plan de negocios claro

TODOS los emprendimientos deben tener un buen plan de negocios para organizarse, planificar, y orientarse en caso de que algo cambie o no vaya como era esperado.

Pero en el caso de un restaurante es aún más importante.

En este plan indicarás quiénes serán tus clientes, qué licencias y permisos necesitarás, los costes y los beneficios de los que deberás disponer para mantener tu restaurante, cómo enfrentarte a nuevos competidores, qué puestos y qué tareas ocupará cada empleado…

Es esencial si quieres que tu empresa vaya sobre ruedas y no fracase en muy poco tiempo.

En nuestro artículo Cómo crear un plan de negocios exitoso tienes todos los pasos para crearlo.

Y en el post Cómo hacer un plan de negocio para abrir un bar encontrarás todos los datos que debes incluir en él.

 

Cómo administrar un restaurante

 

2. Especialízate en un tipo de restaurante

No hay nada que frustre más a un cliente que entrar en un restaurante y no saber cuál es su concepto principal. Las personas quieren saber desde el escaparate qué tipo de comida pueden pedir allí.

Pero es más: quieren vivir la experiencia completa, no sólo sentarse a que les pongan un plato delante de sus narices y comérselo.

Por ello debes crear un menú acorde con tu concepto, y hacer que desde que entran por la puerta sientan que les están contando una historia. Debe haber coherencia entre la decoración, la carta, y el servicio.

Si yo entro a un restaurante de sushi, quiero encontrarme en la carta ese tipo de platos y una decoración que me haga sentir como en el mismísimo Japón.

Si deseo ir a un local de comidas familiares, necesito ver en el menú platos tradicionales de esa gastronomía acompañados de un ambiente acogedor en el que pueda pasar un buen rato con mis seres queridos.

 

Cómo administrar un restaurante

 

3. Crea tu propio menú

Olvídate de esos menús en los que ofreces un poco de todo para intentar atraer más clientes, porque esa estrategia no te funcionará.

Tienes que pensar quiénes serán tus clientes objetivo y crear una carta acorde a sus gustos, no a los tuyos o a lo que tú crees que es mejor.

Cuanto más especializada sea tu carta, más y mejores consumidores acudirán a tu restaurante.

Las personas quieren ir a un local con identidad propia, con sabores específicos, donde sepan que el chef es un experto en preparar platos de una gastronomía concreta.

 

Cómo administrar un restaurante

 

4. Tu personal no se maneja solo

Si realmente quieres administrar un restaurante con éxito, fíjate en tu personal, valórales, y dales buenas instrucciones de las tareas que deben realizar.

Por desgracia, la mayoría de emprendedores que deciden abrir este tipo de negocio no le dan apenas importancia a los empleados, a contratar a las personas más adecuadas para el puesto, o a formarles de manera continua.

Tus trabajadores no se van a manejar solos; necesitan que tú les guíes con tus instrucciones. Por eso debes seguir estos pequeños pasos cada día con ellos:

  • Contrata al personal adecuado
  • Motívalos para que realicen bien sus tareas
  • Si compruebas que fallan en algo, indícaselo y fórmales correctamente
  • Trata de darles cursillos de forma constante para que mejores sus capacidades
  • Deja bien claro qué puestos ocupa cada uno y qué tareas deben hacer
  • Da órdenes claras para que no haya confusiones

 

Cómo administrar un restaurante

 

5. Establece claramente las tareas de tus empleados

Cualquier tipo de empresa es como una maquinaria de engranajes: si uno falla, el resto tarde o temprano lo hará también.

Y si tus empleados – aunque sólo sea uno de ellos – no tienen claras sus tareas, pronto empezarán a aparecer problemas y fallos que te harán perder clientes.

Desde el primer minuto que les contrates debes explicarles claramente cuál es su puesto, cómo deben trabajar, de qué se deben ocupar, y cómo coordinarse con el resto de compañeros.

Pero esto también debes aplicártelo a ti mismo: es imprescindible que establezcas qué harás y de qué NO te ocuparás.

Sé que muchos emprendedores quieren manejarlo todo e intentan abarcar varias tareas a la vez. Pero así sólo consiguen entorpecer el trabajo de sus empleados, no concentrarse como deberían en sus actividades, y crearse un estrés innecesario.

 

6. Despide rápido a los malos empleados

Nunca seas un tirano con tus trabajadores: debes tratarles con el respeto que a ti te gustaría que te tratasen.

Pero si hay una sola persona que, por cualquier circunstancia, no está cumpliendo bien con sus obligaciones, despídela cuanto antes.

Si después de haberle explicado de forma clara qué tiene que hacer, le has guiado, y has hecho todo lo que podías porque trabajase mejor, pero no responde a tus necesidades, es mejor despedir que dejar que afecte que a todo tu negocio.

 

Cómo administrar un restaurante

 

7. Crea un plan de marketing durante todo el año

Los nuevos emprendedores suelen creer dos cosas respecto al marketing: que sólo necesitan publicitarse un par de veces al año (ocasiones especiales o festividades como la Navidad), o que los clientes llegarán solos a sus negocios.

Este es el mayor error que puedes cometer. Da igual si administras un restaurante, un salón de belleza, o un blog en Internet: si es un negocio, debes promocionarte cada día del año.

No elabores una estrategia publicitaria sólo para eventos puntuales: hazlo para cada elemento que compone tu empresa.

Dar una buena atención al cliente también es marketing; revisar si tu logo es adecuado también es marketing. Tu menú, tu decoración, y tus empleados también son marketing.

Así que presta atención a estos detalles y cuídalos bien durante todo el año.

 

Cómo administrar un restaurante

 

8. Estudia a tus competidores

Muchos dueños de restaurantes piensan que sus competidores son peores que ellos, y que no necesitan estudiarlos porque no son una amenaza. Pero se equivocan.

Si quieres administrar tu restaurante lo mejor posible, observa de cerca a tu competencia, mira qué hacen, por qué la gente va allí y no a tu local, y piensa qué debes mejorar tú y cómo ofrecer a tus clientes potenciales algo único que nadie más ofrece.

 

9. Tu gran error: no estar en las redes sociales

Soy un restaurante, mis clientes no están en Facebook ni en Twitter, no lo necesito… Esta es la excusa más mala para no estar presente en las redes sociales.

Todo el mundo hoy tiene una cuenta en al menos una de estas plataformas, aunque sólo sea para ver memes divertidos de sus amigos. Así que sí o sí tú también debes tener al menos un perfil en una de ellas.

Investiga en cuál se mueven más tus clientes, qué buscan, cómo y dónde para estar presente donde ellos también lo están.

Este artículo te resultará de mucha ayuda para manejarlas: 23 tips para manejar las redes sociales como un profesional.

 

Cómo administrar un restaurante

 

10. Crea un sistema de compras

Es obligatorio que tengas un sistema en tu restaurante con el que en todo momento sepas:

  • Qué ingredientes tienes y cuáles se están agotando
  • Cuáles son tus reservas de alimentos
  • Qué materias primas están a punto de caducar
  • Con qué materiales cuentas (servilletas, vasos, manteles) y cuáles hay que reemplazar

 

Es decir: debes tener un sistema de inventario para controlar todo lo que hay en tu restaurante, y evitar que no puedas servir un plato – y posiblemente perder un cliente – porque ya no tienes esos ingredientes en tu almacén.

 

Cómo administrar un restaurante

 

11. Calcula tus costes a diario

Para administrar un restaurante de forma exitosa debes controlar los ingresos y gastos de tu negocio a diario. La hostelería es algo distinta del resto de empresas.

En un local de comidas no todos los días se venden las mismas cantidades, ni los empleados trabajan las mismas horas, ni se compra una cantidad fija de ingredientes.

Por eso es vital que controles tanto los gastos como los ingresos del día a día para que a final de mes no te lleves ninguna sorpresa indeseada.

 

Cómo administrar un restaurante

 

12. Indica claramente los alérgenos de cada plato

Si de verdad no quieres buscarte un problema que te lleve a la ruina, indica en cada plato de tu menú los ingredientes que pueden ser alérgenos para ciertas personas.

No muchos restaurantes hacen esto hoy en día, pero sin duda los que sí incorporan esta información tan importante son a los que los clientes acuden una y otra vez.

 

Cómo administrar un restaurante

 

13. Haz escandallos para costear las recetas

Un escandallo es una ficha técnica como la de la imagen de abajo en donde se indican los ingredientes, las cantidades a usar, y el precio por unidad de cada materia prima en un plato.

De esta forma se puede calcular fácilmente el precio de cada comida servida. Y esta es la razón por la que debes crear escandallos para cada vianda que haya en tu menú.

Así sabrás el precio que debes cobrar exactamente por cada plato, y te será más sencillo calcular los costes y beneficios diarios de tu negocio.

 

Cómo administrar un restaurante

 

14. Céntrate en tus clientes

Cada persona es distinta; y cuando alguien entra por la puerta de un restaurante lleva consigo sus propias preferencias, gustos, e incluso manías.

Pero a pesar de eso hay 3 cosas fundamentales que los clientes buscan cuando van a comer: que se les atienda bien, que los camareros les hagan vivir una buena experiencia recomendándoles comidas, y que el ambiente sea bueno.

Por ello debes centrarte en tus consumidores, y seguir esa secuencia para atenderlos bien, que se vayan satisfechos, y vuelvan a ti una y otra vez.

 

Cómo administrar un restaurante

 

15. Saca lo mejor de tu equipo

Tus trabajadores son el alma de tu negocio, los que conseguirán que triunfes o fracases. Y tú debes ser el líder que necesitan y que les motive para realizar sus tareas de la forma más eficiente posible.

Tú eres quien tiene que sacar su máximo potencial. Refuerza sus actitudes mostrándoles confianza, entiendo sus problemas, apoyándoles, escuchando sus ideas y sugerencias…

 

Cómo administrar un restaurante

 

Para iniciar un negocio de hostelería exitoso es muy importante saber cómo administrar un restaurante de la mejor forma posible. Y con los 15 consejos de arriba tú podrás lograrlo fácilmente.

¿Qué otras ideas se te ocurren a ti para manejar este tipo de empresas? Déjame un comentario aquí abajo con tus consejos.

 

The following two tabs change content below.
Jenny del Castillo
Soy periodista especializada en negocios pero mi gran pasión es la motivación personal y ayudar a otros a lograr sus metas. Creo firmemente que las oportunidades en la vida no ocurren: las creas tú.

2 comments on “Cómo administrar un restaurante: 15 pasos para tener éxito

  1. hola, me encanta tu blog, son temas muy interesantes para aquellos que queremos emprender, me gustaria, si fuera posible, pusieras los pasos legales que hay que seguir para poner una tienda online, porque he buscado en la red y encuentro paginas que se contradicen unas con otras sobre los temas legales y los pasos a seguir. Gracias

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *